martes, 19 de junio de 2012

EL AMOR DE MI MADRE...



EL AMOR DE MI MADRE...


Mi madre pensaba en voz alta, pero ella no lo sabía…Y cuando esto sucedía yo la oía decir cosas de mi padre…


Se que necesitas otras camas para echarme de menos, y yo lo entiendo, porque cuando esto sucede , vuelves con el perdón en los ojos, y los besos en los labios, y yo te perdono, por que puedes quedarte en esas camas, pero para sentirte querido regresas a la mía, donde sabes que todo es verdad.


Y sé que te sientes más hombre por que sientes la llamada del cazador, y te gusta cazar cada día, pero una vez cobrada la pieza, todas son iguales, y te gusta volver al campamento base, donde nadie te hace preguntas, y donde eres el rey, y lo sabes.


Cada día mi vida se vuelve oscura hasta llegado el momento del regreso, cuando nadie hace reproches, y tu ser y el mío se encuentran en la danza de la verdad, de la complicidad, del amor verdadero, que no necesita de tequieros para subsistir, solo esperanza y espera, de poder sonreírte a tu llegada… sin preguntas.


Ella era así, su mente la ocupaba el, su cama y su vida, pero el eso lo sabia, estaba tranquilo y seguro, pero ahora las cosas son diferentes… a Dios gracias.


Mi madre decía que los hombres se alimentaban de su ego y no de amor como nosotras, que su cuerpo necesitaba volar, mientras nosotras permanecemos en tierra firme para echar un cable cuando los vientos soplan fuertes, y solo un alma evolucionada y un corazón amante son capaces de perdonar, olvidar y sentirse amada después… de la cacería.

8 comentarios:

BEGO dijo...

Demasiada entrega...demasiado AMOR!!!

mientrasleo dijo...

Me has encogido el corazón hoy.
Es una historia tantas veces vivida..
Besos

Mari-Pi-R dijo...

Un gran corazón de amor del que sabe perdonar, bonito escrito.
besos

Universo dijo...

Hola Lola, pase por aquí y me quedo, no se como lo haces con tantos blog. Siempre es bonito hablar de amor, tedriamo que poner un poquito de este pegamento entres las personas.
Saludo.

Lola dijo...

Hola Bego, así era mi madre, siempre amorosa con quien no merecía ese amor. Gracias por contestar. Un beso.

Lola dijo...

Hola mientrasleo, gracias por tu comentario, y perdóname si mis letras te hicieron daño. Un abrazo.

Lola dijo...

Hola Mari-Pi, muchas gracias por tus bonitas palabras. Un beso amiga.

Lola dijo...

Hola Universo, se bienvenida/o a mis blogs, estaré encantada con tus visitas, espero que te sigan gustando mis entradas. Gracias por tu comentario. Un abrazo.