lunes, 10 de diciembre de 2012

LA CASA DE LA PLAYA


 
 
LA CASA DE LA PLAYA
 
 
La casa no fue jamás de personas mayores, en esta casa quedaron cosas de mis hijos, camisetas, poster de motos, bañadores, deportivas, y cosas que ellos dejaron para cuando ellos volvían incluidos sus cepillos de dientes, después quedo lo que sus hijos dejaron, cubos y palas al por mayor, flotadores, pelotas, bicicletas y patines en el trastero, y juguetes de los pequeños, y sus chismes que por aquí aparecen y que terminaron en una cesta en la terraza.
 
 
Muchos retazos que recordar de una vida a veces feliz, a veces no, una vida sencilla , pero en esta casa de sol y viento, encuentro muchas etapas de mi vida, porque llegue aquí cuando mis hijos tenían ocho y tres años, porque con el mar enfrente, y a mi marido y a mis hijos, mas de una vez pensé que lo tenía todo, ahora con el mar frente a mi me parece que jamás se fueron, y que en cualquier momento ellos… aparecerán, para mover mis cimientos, para quitar tanto orden de la casa , y de mi cabeza.
 
 
Esta casa es una casa para volver, no un nido vacío donde llorar sus ausencias, y sé que intuí de alguna manera, que nunca se acabarían de ir del todo… y yo así lo espero.
 
 
 

15 comentarios:

José Ramón dijo...

Lola Gracias por su visita ya sentía su ausencia es un placer pasar por su blog Feliz Semana Saludos

José Ramón dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mari-Pi-R dijo...

Pudiste disfrutar de unos año con los chicos pequeños tu marido y la playa, ahora disfrutas distintamente pero tu casa de la playa está allí y te espera para pasar otros muchos ratos de descanso que la vida te ofrece distintamente.
Un abrazo

anayaika dijo...

Has vuelto amiga!!!!! Ya te echaba de menos...Un beso enorme

Amilcar Blanco dijo...

Nunca se van del todo los hijos, querida Lola. A nosotros, a mi mujer y a mí también regresan. Y cuando lo hacen espantan las tristezas y melancolías que nos han dejado sus ausencias, con sus objetos, las fotos, los recuerdos. Nosotros solíamos alquilar una casa en la playa. Ahora ya no lo hacemos, nuestros hijos viajan por el mundo ya, se juntan en pareja y se separan también y el antiguo veraneo en la playa es cosa del pasado. Un abrazo, amiga mía, del alma.

Lapislazuli dijo...

Se te extrañaba, cada etapa de la vida tiene sus cosas, hay que disfrutarlas
Abrazo

Trizbeth dijo...

Qué bonita esta entrada mi Lola, que bonita añoranza y recuerdos, así me gusta leerte, y me gustan tus vivencias tan bonitas con tu familia y esos recuerdos que se renuevan en realidad y en paso de generaciones!

Bellooooooo mi Lola, te echaba de menos pero sabía estabas de vacaaaa ;)

Muaacksss!

BEGO dijo...

Bonita entrada....
Bienvenida guapa!!!

Lola dijo...

Hola José Ramón, siempre agradecida por tus letras, y por volver otra vez a leerme. Un abrazo y gracias.

Lola dijo...

Hola Mari-Pi, si es verdad que disfrute mucho cuando eran pequeños, y también después cuando aparecían con amigos que allí se quedaban unos días, fue una bonita época, pero no vivo de esos recuerdos, pero sí de vez en cuando los traigo a mi mente porque forman parte de mi vida, que siempre viví de la mejor manera que supe. Gracias por tu cariño amiga. Un abrazo.

Lola dijo...

Gracias amiga Ana, me alegra verte por aquí, siempre tan cercana. Un beso amiga y gracias.

Lola dijo...

Hola Amílcar, claro que no se van del todo, y eso nos mantiene vivos porque al marcharse dejan en nosotros un halo de tristeza que ya jamás nos abandona, solamente cuando ellos regresan aparece la sonrisa en nuestra cara aunque en el corazón aun este instalada la tristeza.
Gracias por tu hermoso comentario amigo. Un abrazo.

Lola dijo...

Muchas gracias Lapislázuli, me gusta que me extrañen para volver a ver a mis amigos con más ganas y saber que me echaron de menos. Un abrazo enorme.

Lola dijo...

Hola Bea, sí que fueron bonitos aquellos días, ahora también pero son algo más lejanos, y mis hijos y los suyos a veces vienen y me acompañan, en verano compartimos playa y tiempo, después todo se aleja de nuevo. Un beso grande amiga por entender mis letras y mis añoranzas.

Lola dijo...

Hola Bea, gracias por tus palabras siempre amables con mis escritos. Un beso amiga.